imprenta

UNA MALA FECHA PARA EL ‘DÍA DEL PERIODISTA’

¿Por qué celebramos, en Perú, el ‘Día del Periodista’ el 01 de octubre? ¿Es realmente una fecha que hace honor a los valores que deben impulsar al periodismo? Al parecer, no. Conozcamos un poco los motivos de ese día.

Por Eduardo Abusada Franco

En julio de 1790, Francisco Gil de Taboada y Lemos, en ese entonces virrey del Perú, otorgó a Jaime Bausate y Mesa, militar, abogado y escritor español —de Extremadura para más señas (una ciudad que se me hace de nombre tan pornográfico)—, una licencia para imprimir un periódico en Lima. Así, empezó a circular un 1 de octubre de 1790 El Diario Curioso, Erudito y Comercial, mejor conocido como el Diario de Lima. No obstante, desde su nacimiento hasta su nombre, todo en Bausate y Mesa está cubierto de nieblas. Su biógrafa principal, Mónica Martini, cree que no nació en Extremadura, como tampoco en la fecha que él mismo declaraba. Su nombre real era Francisco Antonio Cavello y Mesa. Al pasar al Perú usó el famoso seudónimo por el que lo conocemos, y cuando se instaló en Buenas Aires, luego de fracasar finalmente por estas tierras, toma nuevamente su nombre de nacimiento.

Lo que es de reconocer, es que realmente sí hizo un gran esfuerzo para que en el Perú exista un diario de publicación regular. Incluso, dio el ejemplo para que salga el Mercurio Peruano, publicación que opacaría al Diario de Lima, aunque Bausate y Mesa siempre quiso aparentar ser una especie de “padre” de famoso medio de la Sociedad de Amantes del País. Ese, el egocentrismo y megalomanía, fueron los rasgos quizás más claros en la personalidad de este extraño periodista, a quien el hispanista Jean-Pierre Clément califica más como un publicista. Pues teniendo la experiencia previa del Diario de Madrid, quiso replicarla en Lima, con el fin principal de hacer fortuna. Fin válido, por supuesto. Pero al parecer, talento le faltaba. Así lo deja escrito en sus informes el virrey. Parece que del Diario de Madrid lo corrieron. En todo caso, el Diario de Lima sí fue un medio de utilidad práctica para hacer transacciones comerciales y para tener información, más aportaba poco a la reflexión. Así lo reconocen los ‘mercuriales’, e incluso alguno llega a calificar al periódico de Bausate como “chabacano”.

Sobre su exceso de ‘autobombo’, lo describe Martini como “egocéntrico, casi paranoide, teñido de megalomanía”. Señala también que era un aficionado tenaz y descarado al plagio. Es decir, una especie de Donald Trump con algo de Acuña. El historiador Pablo Rodríguez Leirado escribe sobre ello: “Es notable la cantidad de artículos plagiados de periódicos europeos como el Diario de Madrid, el Espíritu de los mejores diarios, el Cajón de Sastre, el Memorial literario, o El Filósofo a la moda y otras fuentes como cartas o libros. […] Sin embargo, en el caso de Cabello, lo que fundamentalmente agrava su actuación es que hace pasar por propio textos ajenos”.

Por si poco fuera, como reseña el periodista Juan Gargurevich, uno de los principales historiadores de la prensa peruana, “el problema era que Bausate (…) no cesaba de reclamar, pedir favores, cargos públicos, condecoraciones hasta colmar la paciencia del Virrey Taboada y Lemos que le retiró la licencia”.

Me queda claro que Juan Bausate y Mesa era más un empresario de medios sin escrúpulos que un periodista como tal. Decía Kapuściński que una mala persona no puede ser un buen periodista. A la postre, todo indica que este “pionero” del periodismo fue ejecutado por traición. Como sea, es en honor a su creación que el primer congreso de la Federación de Periodistas de 1950 pidió que se celebre el Día del Periodista el 1 de octubre, lo que fue aprobado en el gobierno de Odría por Decreto Supremo en 1953.

Ha pasado buen tiempo y hay suficiente evidencia histórica como para saber que es una mala fecha. Si realmente se trata de brindar homenaje al periodismo, en mi minúscula opinión, debiera ser los 26 de enero, día del heroico martirio de los periodistas que murieron Uchuraccay. Hay que reivindicar la historia.

– Nota/Actualización: Mi amigo y paisano, el periodista Bernardino Rodríguez, al respecto de esta fecha me informa lo siguiente:

La Federación de Periodistas del Perú no pidió nada a la dictadura de Odría, que no sea la libertad de los periodistas que apresaba. Simplemente acordó en su primer congreso instaurar como Día del Periodista Peruano, la fecha en que apareció por primera vez el “Diario de Lima” que vino a ser el primer diario en América e hizo al diarismo peruano el más antiguo del continente.
Ese mismo año la FPP celebró el 1ro. de octubre su efemérides. . Odría en 1953 oficializó la fecha mediante una resolución. 

[Fuente: Aproximación al Diario de Lima (1790-1793) y a Jaime Bausate y Mesa, su autor, Jean-Pierre Clément. / ¿Quién fue “Jaime Bausate y Mesa”?, Juan Gargurevich]

Comenta en Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *